sábado, 10 de agosto de 2013

Proteccionismo y Comercio

http://www.acento.com.do/index.php/blog/10339/78/Proteccionismo-y-Comercio.html

Proteccionismo y Comercio

Es necesario una precisión sobre lo que es el Proteccionismo, entendemos este como: “Práctica económica que desarrolla un país cuando, para proteger e incentivar su industria frente a la competencia, recurre a prohibir a sus ciudadanos la compra de productos procedentes del exterior. Si esa prohibición no es total, suele establecer mecanismos que desincentiven el consumo mediante tasas, impuestos o gravámenes aduaneros, alentado al tiempo el consumo de artículos nacionales”.
Sus antecedentes se circunscriben en el Mercantilismo, siglo XVII y XVIII, basado según algunas fuentes, en la protección de la industria y la tendencia al intercambio de los países, donde los productos manufacturados que importan se incrementan más que los precios de los productos que exportan, lo que obliga al desarrollo de industrias para la sustitución de importaciones de bienes manufacturados, cuyo objetivo pretende restringir la entrada de bienes y servicios extranjeros con la finalidad de proteger la industria nacional, con la creación de empleos, evitando el dumping externo y recaudo de impuestos del gobierno a través de los ingresos recibidos de las empresas importadoras.
Se  caracteriza   por  restringir  el  comercio  entre  países, a  través   de: 1) Barreras Arancelarias (Aranceles, Cuotas), 2) Barreras No Arancelarias (Permisos Fitosanitarios, Zoosanitarios, de No Objeción). Esta estrategia política limita el intercambio comercial internacional.
El efecto es dado por el costo de importaciones protegidas sobre la competitividad de las exportaciones, el incremento de los precios de bienes y servicios, resultando un obstáculo para colocar productos en le mercado que pone la barrera para el ingreso a ese país.
Dentro de sus ventajas se incluyen: fomentar la industria local, crear empleos, incentivar el consumo interno, en sustitución de las importaciones.
Sus desventajas: 1) Elegir productos nacionales, que pueden ser de menor calidad y a mayores costos que los importados, 2) El productor nacional puede aprovechar la protección del producto similar o igual para acaparar el mercado y elevar los precios.
Los países implementan políticas comerciales sean proteccionistas y aperturistas. La proteccionista se efectúa cuando el gobierno estimula las exportaciones y restringe las importaciones, efectuada para incrementar la demanda de productos nacionales en el exterior y estimular la producción nacional, protegiéndola de la competencia externa.
La política comercial proteccionista se establece a través de:
  • Aranceles, impuesto o gravamen asignado al producto importado de un país exportador, aplicando un por ciento (%) al valor de la mercancía (Ad-valorem), o especifico calculado a la cantidad determinada por la unidad de peso o volumen.
  • Cuotas, cantidad de un producto que puede ser importado, cuya autorización requiere la emisión de un certificado a favor del beneficiario
  • Limitaciones voluntarias de exportaciones, restricciones voluntarias de exportación impuesta por el país exportación a solicitud generalmente del país importador,
  • Subvenciones, ayuda financiera del gobierno a productores nacionales otorgado a través de prestamos con interés económicos, donativos en efectivo, concesiones fiscales, entre otros.
  • Impedimentos administrativos, disposición políticas aplicables administrativamente para restringir los niveles de importación.
  • Normativas sanitarias y de seguridad, regulaciones aplicables a las importaciones de bienes para garantizar la seguridad del producto a ser consumido, y
  • Normativas medioambientales, regulaciones aplicables a los bienes importados para el cumplimiento de disposiciones legales sobre Medio Ambiente.

    La política comercial de apertura (aperturista) dada cuando el gobierno decide estimular las exportaciones y abrir las importaciones, pretendiendo incrementar la demanda de productos elaborados de un país y someter la industria doméstica a la competencia externa.
    Actualmente, muchos países buscan aperturar sus mercados a través de la integración  económica  estableciendo: 1) Acuerdos  de  Libre  Comercio, 2) Unión Aduanera, 3) Mercado Común, 4) Unión Política, entre otros esquemas.
    El Proteccionismo impugna al libre comercio, debido a que protege los productos fabricados en el país productor o exportador, imponiendo limitaciones a mercancías iguales o similares en mercados extranjeros; el Librecambio o Libre comercio, ofrece la oportunidad de que los países abran su mercado negociando acuerdos comerciales para establecer mecanismos que permitan eliminar las barreras arancelarias y no arancelarias en la entrada y salida de mercancías.
    A nivel mundial, los países que en los últimos años han marcado el ranking del Proteccionismo: Argentina, Brasil, Perú, Venezuela, Colombia, entre otros países en vía de desarrollo de la región latinoamericana.
    En el caso de Haití con la veda a productos dominicanos, hasta la fecha no han sido explicitas las razones. Se infiere que bordean los siguientes tópicos:
    • Incrementar el valor de los aranceles y con ello las recaudaciones, conduciendo esto a formalizar el comercio,
    • Desarrollar su propia industria local y con ello, atraer la inversión nacional y extranjera,
    • Cubrir el déficit de su demanda interna, restablecer el aparato productivo y la generación de empleos,
    • Reducir el déficit de la balanza comercial con República Dominicana,
    • Disponer de un mecanismo de presión en la Agenda Binacional en lo referente a Migración, Medio Ambiente, Seguridad Fronteriza, Salud, Control Sanitario y Remesas.

      Ante esta realidad, la parte dominicana (gobierno- empresas), pueden actuar con estrategia coherente, integral y disuasiva a corto y mediano plazo.
      No es cuestión como han señalado algunos, de buscar realizar negociaciones, de firmar un acuerdo comercial, de ganar-ganar.
      Con la objeción de comercializar los productos dominicanos en el vecino país de Haití, es asunto de que, la parte dominicana está obligada a estrategar la estrategia. Los asuntos del Comercio Internacional reclaman de una mayor racionalidad en los negocios y forman parte del interés nacional.
      ¡Mano a la obra!, con agenda propia e inteligencia comercial.

      No hay comentarios:

      Publicar un comentario